La Nebulosa del Águila en infrarrojo

22 de julio 2012

La Nebulosa del Águila en infrarrojo

Esta majestuosa vista tomada por el Telescopio Espacial Spitzer de la NASA, cuenta una historia no contada de la vida y la muerte en la nebulosa del Águila, una industriosa fábrica de estrellas, situada a 7.000 años luz de distancia en la constelación de la Serpiente. La imagen muestra a toda la red de la región de nubes turbulentas y de estrellas recién nacidas en la luz infrarroja.

El color verde denota más frías torres y campos de polvo, incluyendo los tres famosos pilares del espacio, conocidos como los “Pilares de la Creación”, que fueron fotografiados por el Telescopio Espacial Hubble de la NASA en 1995 (ver recuadro). Pero es el color rojo el que habla del drama que tiene lugar en esta región. El rojo representa el polvo más caliente, el cual se cree que ha sido calentado por la explosión de una estrella masiva alrededor de 8.000 a 9.000 años atrás. Dado que la luz de la nebulosa del Águila tarda 7.000 años en llegar hasta nosotros, esta explosión de “supernova” habría aparecido como una estrella extrañamente luminosa en nuestros cielos alrededor de 1.000 a 2.000 años atrás.

Según las estimaciones de los astrónomos, la onda expansiva de la explosión se habría extendido hacia el exterior y habría derribado los tres pilares aproximadamente hace 6.000 años (lo que significa que no presenciaremos la destrucción hasta dentro de otros 1.000 años más o menos). La onda expansiva habría desmenuzado las poderosas torres, exponiendo a las estrellas recién nacidas que antes quedaban ocultas en el interior, y provocando el nacimiento de otras nuevas.

Los pilares de la nebulosa del Águila fueron esculpidos originalmente por la radiación y el viento de aproximadamente 20 estrellas masivas ocultas a la vista en la parte superior izquierda de la imagen. La radiación y el viento volaron el polvo, tallando una cavidad hueca (centro) y dejando solamente los más densos glóbulos de polvo y gas (parte superior de los pilares) flanqueados por columnas de polvo más ligero que se encuentran en la sombra (base de los pilares). Este proceso de esculpido llevó a la creación de una segunda generación de estrellas dentro de los pilares.

Si una estrella efectivamente explotó en esta región, es probable que esté situada entre las otras estrellas masivas en la parte superior izquierda de la imagen. Su onda expansiva podría haber causado ya una tercera generación de estrellas que brotan de los restos de los pilares reventados.

Esta imagen es una composición de luz infrarroja detectada por el conjunto de cámaras infrarrojas de Spitzer y el fotómetro multibanda de imagen. El azul es de 4,5 micrones de luz, el verde es la luz de 8 micrones, y el rojo es de 24 micrones de luz.

Crédito para la imagen: NASA/JPL-Caltech/N. Flagey (IAS/SSC) & A. Noriega-Crespo (SSC/Caltech).

Dentro de los Pilares de la Creación

Valoración
[Total votos: 0 Media: 0]

Los comentarios están cerrados.

  • Nuestro Facebook

    Facebook Pagelike Widget